Leí en el blog de Carlos Blanco que le daba el toque a un CEO por haber abandonado su blog…. falta de tiempo, escasez de ideas o simplemente poco que contar son algunos de los argumentos que comentan los que, como yo, tenemos el blog con algún post cada 3 o 6 meses.

Excusas!!! El tiempo hay que encontrarlo pues existe, la escasez de ideas es una estupidez, a diario se nos plantean temas que pueden generar una idea y si tienes poco que contar, entonces es mejor que pienses en retirarte del mundo empresarial. Con este último punto ya tenemos una idea para redactar nuestro último post.

Cada vez que cambiamos de año, me propongo escribir un post diario, luego pienso que con uno semanal es suficiente, cuando se acerca el día de publicar algo con un mínimo de sentido común, lo aplazo para la siguiente semana hasta que finalmente, después de aproximadamente un mes, escribo un post similar a este y con el Calendario programado para escribir el siguiente.

Así se repite año tras año. Este año es diferente, o no…, pronto lo veremos.